Notas sobre Técnica y Tecnología (Adrián Almazán)

(En español; el libro está en español y me resulta más natural comentarlo en la misma lengua)


Partiendo de la base de que es un libro muy interesante y con el que estoy muy de acuerdo: la única parte que no me entusiasma es el primer capítulo, sobre evolución. AA viene a decir que no somos los únicos animales capaces de construir nichos o producir tradiciones culturales, y que la idea de que sí que lo somos es una de las raíces del excepcionalismo humano que permite, filosóficamente, separarnos de la Naturaleza y abusar de sus recursos bajo el capitalismo.

Todo esto es cierto, aunque se me ocurren bastantes matices que creo que no se han tenido en cuenta en el texto.

Los humanos no somos los únicos animales capaces de construir nichos culturales o tradiciones, efectivamente: véase la presa del castor, las colmenas de abejas o los distintos dialectos de las aves con aprendizaje vocal. Nótese como he mencionado tres variantes de comportamiento dirigidas por instinto, pero en la tercera hay un flexibilidad de comportamiento que no es puramente instintiva, sino producida por transmisión y modificación. Esta es la variedad de nicho cultural que somos capaces de crear como humanos, y que da lugar a la técnica y tecnología. No creo que Adrián Almazán esté en desacuerdo en este sentido. Y, sin embargo, parece haberse saltado una idea fundamental de la unicidad de los nichos culturales humanos: el ratcheting.

Yo tampoco compro la tesis de que el progreso sea inevitable. Sin embargo, sí que considero que los algoritmos de acumulación cultural del ser humano sí que están optimizados para la complejificación de la técnica a lo largo del tiempo (dadas las circunstancias materiales correctas). También creo que estos algoritmos son independientes del capitalismo, aunque ahora estén co-optados para la generación óptima de beneficio económico. En ese sentido, el progreso no es inevitable, pero quizás el ratcheting cultural, la complejificación cultural ( y por lo tanto técnica) sí, y hay una fina distinción entre los dos.

(Aviso para navegantes: lo que sigue es un galimatías sin editar - es posible que no esté escrito de la forma más clara posible)

Ciclos de cultura

Imaginemos la acumulación cultural como un proceso algorítmico cíclico, sobresimplificando.

Antes de los mecanismos de almacenaje de conocimiento (ie: la escritura, pero también la codificación en imágenes), las culturas y sus técnicas surgen, se extienden y desaparecen con relativa asiduidad. Los procesos técnicos pueden aparecer en distintos lugares y tiempos (f ex: cat domestication. Imaginemos el proceso de diversificación de culturas de la siguiente forma, donde n es una medida (totalmente incomputable) de complejificación cultural en forma de set de prácticas culturales:

$$ n = \begin{Bmatrix} herramientas & ropa & religión \\ lengua & comida & etc \end{Bmatrix}$$

La transmisión de n en un periodo de tiempo arbitrario t podría ser:

$$n^t = n*transmision + innovacion - abandono$$ Nota: Innovación entendido no como un eufemismo de progreso, sino una medida (abstracta, incompleta) de las nuevas concretizaciones técnicas, tecnológicas y conceptuales que forman el corpus cultural de una sociedad. Si se prefiere, antes ‘alteración novedosa’ que ‘avance’.

Es decir, el ratio de acumulación de cultura sobre el tiempo es igual al ratio de cultura transmitida menos las unidades nuevas de n menos la tasa de abandono por falta de uso u obsolescencia, donde transmisión = 1 es una tasa de pérdida nula, y 0 es una transmisión muy pequeña.

n tiene variaciones según el nicho material en el que se esté desarrollando, por supuesto, de forma que igual que hay un árbol de diversidad genética en la vida, podríamos imaginar un árbol de diversidad cultural, donde cada subrama vive un proceso de iteración como el descrito arriba. La fórmula es fractal, en términos de que es posible adaptarlo incluso al proceso de aprendizaje de uno o varios individuos, a una familia o grupo social. En este sentido, podemos hablar del corpus cultural común (n) de uno, siete, setenta o mil millones de personas. La tecnología es solo una parte del array conceptual que forma n.

La capacidad humana del lenguaje, por ejemplo, afecta a la tasa de transmisión, mientras que la capacidad de alteración del nicho cultural del ser humano en forma de innovación depende del input energético, la cantidad de población, factores de tecnificación de cada cultura (división del trabajo, existencia de instrumentos de cuantificación y/o conceptos sobre las leyes naturales, etc). Nótese que no he hecho la misma distinción aquí que AA hace con técnica - hablo más bien de los sustratos que preceden a la emergencia de la técnica, que es parte de n, el corpus de conocimiento de una sociedad, del que la técnica y tecnología es solo una parte.

¿Como ocurre el ratcheting cultural?

Siguiendo con la sobresimplificación, asumamos valores arbitrarios para dos estados de n. Imaginemos que transmisión = 0.8 para una cultura con escritura, mientras que para una sin escritura este valor es 0.4. Es una necesidad matemática que, asumiendo que las tasas de innovación, abandono y complejificación cultural (n) son iguales, si la transmisión es distinta la acumulación cultural también:

$$n*0.8 + innovacion - abandono > n*0.4 + innovacion - abandono$$

Cuando el modificador de transmisión es alterado (a través de la técnica, parte de n), la propia práctica cultural (en este caso, la escritura) provoca una modificación del ratio de cultura acumulada total (n * transmisión), que es una medida de la complejificación de los elementos de n: entre otras cosas, de la técnica. De ahí que las innovaciones, el ratio de crecimiento de n, no sea lineal.

Es decir: existen mecanismos de retroalimentación cultural, donde prácticas culturales de tipo técnico propulsan la emergencia de otras ramas culturales. Por ejemplo: la existencia de herramientas cognitivas estadísticas permite la emergencia de una ciencia cuantificadora que permite una tecnología más precisa, más refinada en términos industriales. Tambien es posible imaginar una unidad del set cultural n que afecte a tasa de innovación o abandono, como la emergencia de una clase laboral dirigida a la ingeniería de nuevos tipos de tecnologías.

Si transmisión y abandono son iguales, en un mismo corpus cultural n, y n(o) es un objeto cultural que aumenta positivamente la tasa de innovación:

$$n*transmision + innov - aband > n*transmision + innov*n(o) - aband$$

Los propios productos de la fórmula del ratcheting cultural pueden estar dirigidos a optimizar la acumulación de conocimiento práctico, y en ese sentido el progreso sí que es inevitable - mientras la meta sea optimizar la fórmula de acumulación técnica a costa de todo. En otras palabras: dada una modificación de la tasa de transmisión, innovación o abandono, es posible alcanzar un estado en el que el ratcheting cultural sea inevitable.

Por eso, cuando AA habla de ciencia como cuantificación del mundo en términos baconianos (con el fin de impulsar innovaciones de la técnica), no me extraña: en realidad está hablando de una modificación previsible del sistema. Y, sin embargo, no es único del capitalismo: cualquier imperio previo a la globalización (y, por lo tanto, no capitalista en el sentido que entendemos) es también producto de la optimización de la fórmula de acumulación cultural - donde el imperio intenta ser una unificación centralizadora de lo que una o varias culturas consideran N su cuerpo de conocimiento, y en esto coincidimos.

Por supuesto, como marca AA, la tecnología no es neutral (ni mucho menos el proceso de innovación y abandono de esta). Cuando, bajo el capitalismo, la máxima de la cultura se convierte en la optimización del beneficio, las formas de dominación neoliberales convierten la tecnología en una herramienta (já!) económica. Incluso el conocimiento científico no mercantilizable (ej: la antropología) es parte de una triple industria: la de la publicación de artículos, la dirigida a aumentar la tasa de innovacion tecnológica cultural y la que alimenta de profesores a las universidades, los centros de educación estandarizada del mercado productivo.

¿Y el resto del libro?

Como decía al principio, el resto del libro muy chulo, y en general muy certero. Suscribo cada coma, aparte de esta nota sobre la naturaleza de la acumulación cultural (relacionado, pero distinto, repito, de lo que se ha llamado progreso).

Las ‘fórmulas’ de arriba dan la razón a AA - muchos de los modificadores que marcan n dependen de recursos materiales finitos y un sistema económico insostenible. Aunque la propia capacidad de transmisión cultural (y de la tecnología) sí que surge de las características cognitivas del ser humano como especie, la fe en la tecnología y el tipo de tecnología que decidimos (o se nos fuerza a) adoptar [1], sin embargo, no es inevitable, sino una imposición histórica, cultural y económica.

Backlinking